Inicio Europa La Sierra del Rincón, Reliquia Natural

La Sierra del Rincón, Reliquia Natural

1126
0
Compartir

La Reserva de la Biosfera Sierra del Rincón se encuentra situada en el extremo nororiental de la Comunidad de Madrid, entre los 900 y los 2.047 m de altitud, y abarca los municipios de Horcajuelo de la Sierra, Montejo de la Sierra, Prádena del Rincón, Puebla de la Sierra y La Hiruela, sobre una superficie total de 15.230,8 ha.

Por E.G

Su gran riqueza paisajística, la representatividad de sus ecosistemas mediterráneos y su modelo de conservación de la biodiversidad y de aplicación de prácticas de desarrollo sostenible la convierten en un buen ejemplo de la selecta lista de lugares del mundo que integran la Red de Reservas de la Biosfera.

Se encuentra integrada por cinco municipios: La Hiruela, Horcajuelo de la Sierra, Montejo de la Sierra, Prádena del Rincón y Puebla de la Sierra. Queda delimitada al norte por las cimas de Somosierra, al este por el río Jarama y la Sierra de La Puebla, limitando con la provincia de Guadalajara, al sur por la comarca de Buitrago y al oeste por estribaciones de Somosierra.

Todos los pueblos se hallan por encima de los 1.000 m y sus términos municipales se extienden desde los fondos de valle hasta las crestas de cumbres de 1.800 – 2.000 m de altitud, formando un relieve consistente en valles de laderas pronunciadas encajados entre sierras y montes.

El relieve de la Sierra del Rincón se caracteriza por formar un cordel montañoso en todo su sector norte, este y sur. En el ámbito más septentrional se desarrolla el macizo de la Cebollera y sus vertientes, formado por las cumbres El Coto de Montejo (2047 m) y de la Cebollera Vieja (1834 m). El límite del municipio de Montejo con la provincia de Guadalajara coincide con la cabecera fluvial del río Jarama.

Los relieves del oeste se articulan en dos valles: los de la Hiruela y la Puebla. El valle de la Hiruela se encuentra delimitado por cumbres modestas que se elevan a 1.503 m de altitud en La Maleza, 1.637 m en Bañaderos y 1.824 m en El Porrejón, mientras sus vertientes labradas sobre materiales rocosos descienden hacia el río Jarama. El valle de la Puebla, de dimensión notablemente mayor que el de La Hiruela, se organiza como una estructura cerrada en torno a un estrecho fondo llano en el que se emplaza el núcleo rural.

La Hiruela

Situada a 105 Km de Madrid, se encuentra enclavada en el límite noroeste de la Comunidad de Madrid con la provincia de Guadalajara, a 1257 m. de altitud, agazapada entre cerros en la falda del Alto de Bañaderos sobre el valle del río Jarama.

El municipio respeta la arquitectura tradicional condicionada por los rigores del invierno, a base de construcciones de pizarra, que se dispone en una trama urbana sencilla, definida por dos calles principales que confluyen en la plaza de la Iglesia.

El municipio se encuentra flanqueado de picos y montes, como los del Pico de Bañaderos, la Morra de la Dehesa, Cabeza del Burrial o el Porrejón.

Esta topografía permite realizar diferentes excursiones por rutas y sendas con distinto grado de dificultad, siempre rodeados de robledales, prados y vegetación de monte bajo. La abundancia de fauna hace que gran parte de su municipio esté incluido en la Reserva Nacional de Caza de Sonsaz. 

Horcajuelo de la Sierra

A 90 Km de Madrid, Horcajuelo de la Sierra atesora un valioso y bien conservado patrimonio arquitectónico integrado en el paisaje de tal manera que no parecen existir fronteras entre sus construcciones, de piedra oscura, los rebollares y prados que lo rodean.

Los arroyos que rodean Horcajuelo han horadado el terreno hasta dejar el pueblo en un cerro, a 1.145 m de altitud. De hecho, el nombre de Horcajuelo parece proceder de la “horca” que forman los arroyos  de la Garita y Grande que rodean al pueblo.

El término municipal, situado en las estribaciones meridionales de Somosierra, está constituido por el valle del arroyo de la Garita, y las laderas que descienden desde los picos del Coto de Montejo y Cebollera Nueva hacia el sur, surcadas por innumerables veredas y sendas por las que pasear.

Montejo de la Sierra

Montejo de la Sierra es tradicionalmente conocido por su hayedo y por ser el municipio con mayor número de habitantes de la Sierra del Rincón, aunque no podemos dejar de destacar la estética serrana de su casco urbano, claros ejemplos son los antiguos hornos semicirculares para cocer el pan, adosados a las viviendas.

Municipio rodeado de montañas, valles y bosques, destacan los valles del arroyo de la Mata y aquel en el que nace el río Jarama que configura el límite natural con la provincia de Guadalajara.

En lo referente a la naturaleza, extensas praderas, pinares, bosques caducifolios, robledales y rebollares, flanquean al reducto de hayas, declarado Sitio Natural de Interés Nacional, conocido como Hayedo de Montejo. Zona núcleo de la Reserva de la Biosfera, el hayedo se gestiona desde el Centro de Recursos e Información de la Reserva de la Biosfera Sierra del Ríncón, ubicado en Montejo de la Sierra (tel. 91 869 70 58).

En sus hábitats podemos encontrar gatos monteses, tejones, corzos, jabalíes, diversas rapaces como águilas reales, azores o halcones y nutrias junto al río Jarama.

Prádena del Rincón

Emplazado en un bello lugar, el núcleo de población con su arquitectura tradicional y una trama de calles con grandes espacios libres entre las manzanas, refleja claramente la importancia de la actividad ganadera típica de la zona. Característicos son los muros de piedra, construidos antaño con esmero, que delimitan los prados y linares rodeando el municipio.

El nombre de Prádena podría derivar de la multitud de prados y praderas existentes en su entorno. Sin embargo, el origen de esta población, que parece estar relacionado con la época de la Reconquista, es incierto dada la existencia de restos prehistóricos y romanos e, incluso, referencias topográficas de origen árabe.

Su vegetación es muy rica, destacando la presencia de robles, melojos, enebros, acebos, serbales, brezos y otras especies como el arce de Montpelier que se entremezclan con abundantes praderas. Entre la fauna destaca la presencia de corzos, zorros, jabalíes, águilas reales, milanos y gran cantidad de aves insectívoras como herrerillos y carboneros.

Prádena del Rincón ofrece al visitante gran variedad de bellos senderos, fáciles de recorrer. Uno de ellos, es la característica Cañada de las Merinas, recorrido por la antigua cañada de trashumancia del ganado, con mesas de interpretación a lo largo del itinerario y bellas vistas panorámicas.

Puebla de la Sierra

Enclavado en un valle de gran belleza, el núcleo de población ha mantenido su arquitectura tradicional, donde domina la pizarra, el gneis y la madera, combinado con algunas edificaciones modernas. El entramado de calles estrechas y pequeñas plazas hacen de este núcleo urbano un rincón con encanto. Además, todo el conjunto se encuentra rodeado de huertas y prados delimitados por setos arbóreos.

Puebla de la Sierra, antaño fue llamada Puebla de la Mujer Muerta, esto se debe a su situación al pie de un monte cuyo perfil semeja a una mujer postrada.

El arroyo de La Puebla es el eje principal sobre el que se estructura el paisaje, con numerosos afluentes laterales y un importante bosque de ribera a lo largo del mismo. En su cabecera, las cumbres de El Porrejón, La Tornera, Centenera y Peña de la Cabra. En general el valle destaca por la dominancia de rocas y masas boscosas de roble.

Existen grandes zonas repobladas con pino mientras que en otras todavía persisten los bosques de hermosos robledales centenarios, como su Dehesa Boyal, zona núcleo de la Reserva de la Biosfera Sierra del Rincón. También existe vegetación de monte bajo mediterráneo, como jara, brezo o espliego.

La totalidad del término municipal se incluye dentro de la Reserva Nacional de Caza de Sonsaz y se caracteriza por la gran variedad zoológica que albergan sus hábitats.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here