Inicio Europa Valencia, Tiempos de modernidad

Valencia, Tiempos de modernidad

1297
0
Compartir

Valencia, ciudad mediterránea, capital de la Comunidad Valenciana y tercera ciudad de España por población, es una ciudad cada vez más orientada al turismo. Si bien hasta hace poco era bien conocida internacionalmente por la fiesta de Las Fallas, en los últimos años ha engrandecido y renovado su imagen vistiéndola de vanguardia con el complejo de la Ciudad de las Artes y Las Ciencias, y albergando la celebración de eventos internacionales como la America´s Cup , y la celebración del Gran Premio de Fórmula 1 de Europa en un circuito urbano por la ciudad a partir del año 2008 y hasta el año 2014.

Texto E.G

Fotos F. Nestares

Con un clima muy benigno, con inviernos muy suaves, escasas lluvias y veranos calurosos, Valencia es una ciudad abierta que vive al aire libre y en la que se puede descubrir paseando su centro histórico, sus playas y el complejo de la Ciudad de las Ciencias y las Artes.

Un poco de historia

La fundación de la ciudad de Valencia es de la época romana. A diferencia de otras muchas ciudades del litoral, la primitiva Valencia no creció junto al mar sino junto a la ribera del río Turia, varios kilómetros hacia el interior. Visigodos, árabes y cristianos rehicieron, una y otra vez, sus asentamientos en este mismo lugar donde hoy se encuentra situado el casco histórico de la ciudad. La visita al Centro Arqueológico de la Almoina es la mejor manera de comprender la historia antigua de la ciudad, visitando unos yacimientos donde encontramos desde las termas romanas y las construcciones visigodas, hasta el profundo pozo donde durante la peste negra se enterraban las posesiones de los enfermos en la Edad Media.

La época árabe apenas deja huellas visibles en Valencia, cuyo mayor esplendor comienza tras la Reconquista. Es en el siglo XV, llamado “el siglo de oro valenciano”, cuando ocurre el mayor desarrollo de la ciudad, dejando grandes obras del gótico presentes hoy en día. De esta época son las Torres de Serranos, las Torres de Quart, el Miguelete o torre de la catedral, La Lonja, el palacio de la Generalitat.

Pero la imagen actual de Valencia está también muy marcada por su historia moderna. En 1957 el desbordamiento del río Turia inundó el centro de la población, causando multitud de muertes y daños, con un tremendo impacto en la opinión pública. Tal fue la magnitud del desastre que se proyectó a partir de entonces el desvío del cauce del río por el exterior de la ciudad para que la tragedia no volviera a repetirse. Una vez se culminó esta gigantesca obra de ingeniería, el hoy conocido como “antiguo cauce del río Turia” se transformó en un enorme parque verde de varios kilómetros de longitud y varios metros por debajo del nivel de la calle, cruzando la ciudad y en cuya parte final se levantó la Ciudad de las Ciencias y las Artes.

Visitando Valencia

Las principales rutas de interés para el turista se centran en dos lugares bien diferenciados: el casco histórico de la ciudad y la Ciudad de las Ciencias y las Artes, y, muy cerca de ellos, los jardines del río Turia, el puerto de Valencia y la playa de la Malvarrosa son parte del recorrido urbano por la capital.

El Casco Histórico

Aquí encontramos los principales edificios históricos y monumentales de la ciudad. Todos ellos pueden conocerse caminando al estar próximos unos a otros:

    • La catedral de Valencia y el Miguelete. En la catedral predomina el estilo gótico, aunque encontramos muestras barrocas en el exterior y renacentistas en el interior.
    • La Lonja de la Seda, uno de los mejores edificios del gótico civil a nivel mundial, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.
    • El Palacio de la Generalitat, edificio gótico con añadidos posteriores sede actual del gobierno autonómico.
    • La Iglesia de Santa Catalina, un fiel exponente barroco de la ciudad, con su peculiar torre hexagonal. Aunque, originalmente era del siglo XIII y estilo gótico, tras un incendio en el siglo XVIII tomó su actual aspecto.
    • Palacio del Marqués de Dos Aguas – Museo Nacional de Cerámica, palacio con un espectacular portal barroco de alabastro, considerado uno de los más bellos edificios de la ciudad. En su interior alberga el Museo Nacional de Cerámica González Martí.
    • Las Torres de Serranos constituían la principal entrada a la ciudad amurallada en la época medieval. Presentan una rica decoración gótica.
    • Las Torres de Quart eran otra de las entradas de la muralla medieval. De estilo gótico tardío, su aspecto mucho más sobrio que las de Serranos. Muestra en su exterior los impactos de artillería del bombardeo de las tropas napoleónicas de 1808.
    • El Mercado Central, edificio modernista de principios del siglo XX.
    • La Estación del Norte, estación de ferrocarriles central de la ciudad de estilo modernista.
    • Centro Arqueológico de la Almoina con los restos romanos, visigodos, árabes y medievales excavados en el centro de la ciudad.


Museos

La capital acoge multitud de museos entre los cuales destacamos:

 

La Ciudad de las Ciencias y las Artes
En la parte final del antiguo cauce del río Turia se levanta la obra cumbre y más emblemática del arquitecto Santiago Calatrava que ha convertido esta parte de la ciudad en una obra de arte de vanguardia, la Valencia del tercer milenio.

El complejo se compone de cinco partes comunicadas entre sí por jardines y lagunas de agua.

  • L’Oceanogràfic es la única parte de la ciudad de las ciencias que no es obra de Calatrava sino del arquitecto Félix Torres. En su interior alberga el mayor parque de agua marina de Europa y en él están presentes cinco ecosistemas diferentes. Cuenta con el tercer acuario más grande del mundo.
  • El Museo de las Ciencias Príncipe Felipe, un edificio de espectacular estructura modular que alberga un espacio concebido para experimentar la ciencia de manera interactiva.
  • L`Hemisferic, con forma de ojo incluidas sus pestañas móviles, que alberga en su interior una sala polivalente que hace las funciones de planetarium, laserium y cine IMAX.
  • L`Umbracle, un espacio futurista frente al Museo de las Ciencias que es a la vez jardín botánico con esculturas y un extraordinario mirador desde el que se obtiene la mejor visión del complejo.
  • El Palau de les Arts Reina Sofía, el más espectacular de los edificios, cuyo diseño recuerda un barco navegando por el río, concebido como espacio cultural para albergar representaciones de ópera, danza, conciertos, teatro, etc.

Y es que Valencia conserva sus raíces mirando hacía el futuro.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here